Instagram

Picasso pintó un cuadro cada 2 días durante 75 años seguidos sin parar

Leyendo el muy inspirador libro de Fernando Trías de Bes, La Reconquista de la Creatividad, me he acordado de un dato verdaderamente abrumador que calculé sobre la producción artística de Picasso:

Picasso pintó un cuadro cada 2 días durante 75 años seguidos sin parar. (y sin contar los grabados, ilustraciones, esculturas…)

Si alguien pensaba que Picasso se pasaba los días sentado en el jardín de su casa de Antibes esperando que le llegara un halo de inspiración… comprobará que esto no era lo habitual.

La Calidad es hija de la Cantidad, dice Trías de Bes. Yo también lo creo.

¿Estás buscando la idea del millón? Maximiza tu serendipia.

Casi todos lo hemos sentido, pero muy pocos sabíamos que se llama Serendipia. 
Serendipia es el hallazgo casual o fortuito de algo que no se está buscando de forma directa.

Quizá te haya pasado en alguna ocasión que mientras buscabas las llaves del coche encontraste ese libro que llevabas días buscando.  O que mientras estás viendo una buena película se te ocurrió una gran idea para solucionar ese problema que hacia semanas te quitaba el sueño. 



También te podría haber ocurrido que mientras estabas fabricando un fuerte pegamento cometiste un error en la mezcla de componentes y creaste ese suave pegamento que hoy llevan los Post-it. O que ese día, en tu laboratorio, ocurrieron una serie cosas distintas a las habituales y que por eso descubriste la penicilina. Pero no. Eso no te ocurrió a ti sino a un empleado de 3M y al premio Nobel Alexander Fleming. Y les ocurrió “de chiripa”, aunque seguramente porque estaban maximizando su serendipia. 



Leer más

Una cronología de los grandes hitos de la Educación online en los últimos años (II)

 
Año 2006. Salman Khan funda la Khan Academy
  • Septiembre de 2006. Salman Khan funda la Khan Academy con el ambicioso objetivo de “Educar al mundo”. La Academia está basada en la creación y puesta a disposición de los alumnos gratuitamente de miles de vídeos formativos. La potencia del planteamiento radica en la creación de grupos que interactúan y colaboran online.

 

Leer más

Al final, qué es lo que de verdad importa: ¿la suerte, el trabajo duro o las relaciones sociales?

image

Si quieres más suerte, haz más” dice @estratega 
También lo decía Napoleón en sus notas al Príncipe. Pero desde la Universidad de Stanford dicen: NO es suficiente.

Ya lo decía Nicolás Maquiavelo hace más de 500 años y lo apostillaba Napoleón Bonaparte 200 años después: 

"Puede que la suerte gobierne la mitad de nuestras vidas, pero aun queda la otra mitad"

"La suerte, como mujer que es, siempre es amiga de los jóvenes. Son menos cautelosos, más fieros y la gobiernan con audacia"

"Es mejor ser impetuoso que prudente"

Leer más

Hoy, a un joven le cuesta encontrar su primer empleo tres veces más que lo que le costó a su padre.

En los países de la OCDE uno de cada 8 jóvenes está en paro. En España y Grecia, más del 50%. Sin embargo, según un reciente estudio, el 57% de las empresas no encuentran a jóvenes cualificados para desempeñar sus primeros empleos.

Existe, por tanto, una falta de alineamiento entre la formación recibida y los “skills” demandados por empresas e instituciones que la sociedad necesita solucionar con rapidez.

Más información en: La Educación ya no volverá a ser como antes

Una sociedad joven en la que los mayores vivan más y mejor

Tras leer varias noticias recientemente publicadas sobre el envejecimiento de la población me surge la reflexión sobre el tono, casi exclusivamente peyorativo, que se aplica al término “envejecimiento”.

Leo que a principios de 1900 el 90% de la población no cumplía los 65 años. Actualmente el 90% de la población supera esos 65 años de vida. Además, las condiciones físicas e intelectuales de nuestros mayores son a buen seguro mejores que las de nuestros antepasados. ¿Acaso debería de considerarse esta situación como algo negativo?

Leer más

La forma en la que los estudiantes aprenden está cambiando

La época en la que los estudiantes aprendían lo que sus maestros les decían que había que aprender y les enseñaban ya ha pasado.

Pronto llegaremos a la época en la que los estudiantes decidirán lo que quieren aprender y serán, además, los que busquen la mejor forma de hacerlo.

Será un gran momento para los maestros. Pasarán de ser, como en muchos casos actuales, meros transmisores de conocimiento a convertirse en: tutores, mentores, orientadores, estimuladores y fuerza viva para sus alumnos. Deberán de reinventarse para conseguirlo.

Será el momento en el que los niños no sólo habrán aprendido a cortar flores sino a plantar sus propias rosas.